Capitán Lloyd Magnuson

Flota de remolcadores en Alaska


Los botes de Magnuson operan completamente en clima frío y mayormente en áreas que se encuentran por encima del Círculo Ártico. Por lo general, parten de Anchorage, Alaska, y siguen un viaje helado por el Océano Pacífico, luego pasan por False Pass al mar de Bering. Desde allí, las tripulaciones se dirigen a la desembocadura del río Yukón para hacer entregas a las aldeas costeras.
 
Al igual que muchos propietarios/operadores en el negocio de remolcadores de Alaska, Magnuson a menudo no tiene cobertura celular durante un día normal en la "oficina". Pero para dirigir una empresa exitosa, debe poder comunicarse. La tecnología Globalstar permite a la tripulación en sus dos remolcadores disfrutar de llamadas claras para mantener las operaciones, así como la base de contacto con la familia.
 

“Necesitamos hacer negocios desde el agua y quiero que mis colaboradores puedan llamar a casa. Lo intentamos pero no pudimos hacer eso con Iridium, pareciera que estás hablando con el pato Donald".

 
Magnuson compró por primera vez un sistema de teléfono satelital fijo GSP-2900, solo tenía un remolcador. Cuando agregó un segundo bote, decidió obtener el paquete de teléfono y datos por satélite GSP-1700 con el kit de instalación de manos libres GIK-1700.
 
En gran parte, Magnuson eligió el GSP-1700 en lugar de los teléfonos de la competencia debido a su confiabilidad y accesibilidad. Anualmente, los clientes ahorran más de USD$400 al cambiarse de proveedores de Iridium a Globalstar, y eso es después de recibir $499.99 en hardware gratuito. Magnuson también encontró que la claridad de llamadas de Globalstar es muy superior a los dispositivos similares de Iridium.
 
"Tenemos la antena en el mástil, y funciona muy bien, dice Magnuson. “Facilita la recepción de llamadas con el número de teléfono de los EE. UU. Nuestras familias no tienen ningún problema en ponerse en contacto con nosotros ".
 
Además de la claridad de las llamadas, la asequibilidad y la marcación fácil sin códigos de país, Magnuson quedó impresionado con la confiabilidad y facilidad de uso del sistema Globalstar. Las cuadrillas de Sam Barging están en el teléfono constantemente durante el día para mantener las operaciones, y rara vez pierden una conexión. Además, el kit de instalación manos libres realmente simplifica el uso del dispositivo.
 
Magnuson siempre ha usado sus teléfonos solo para llamadas de voz. Sin embargo, con la introducción del Globalstar 9600 está emocionado de enviar y recibir correos electrónicos. Con el hotspot de bolsillo y un teléfono satelital Globalstar, los clientes marítimos pueden usar sus teléfonos inteligentes, tabletas, computadoras portátiles y otros dispositivos móviles para acceder al servicio inalámbrico. El servicio no representa un costo adicional, ya que utiliza los minutos de su plan de tiempo de aire de Globalstar.
 
"Siempre nos ha gustado poder llamar a casa, pero poder recibir correos electrónicos es aún mejor. Necesito obtener uno de los dispositivos 9600 para mi teléfono móvil."